Como profesionales de la escuela infantil en Hortaleza en Madrid hoy vamos a hablaros de la idoneidad de los alimentos triturados como alimentación en edades tempranas. Estos están aconsejados para bebés que tengan entre seis meses y un año de edad.

No hay que caer en la falsa idea de que por estar triturados no se deba saber qué contiene ese preparado. Por ello, los padres deberán estar informados en todo momento de los alimentos que se trituran y de los nutrientes que aportan cada uno de ellos a la alimentación de nuestros pequeños.

En la escuela infantil en Hortaleza en Madrid sabemos bien que este tipo de alimentación es la más adecuada para la transición entre una alimentación de bebé y la denominada normal, cuando se acerca al año de edad. Esta etapa intermedia se denominaría alimentación complementaria.

El Consejo Europeo de Información Alimentaria (EUFIC) se encarga de regular que la ingesta de este tipo de alimentos triturados nunca sobrepase el año de edad, ya que si así lo hace dificultará la adaptación del niño a una alimentación normal. Hay que saber que a partir del año de edad un niño puede comer los mismos alimentos y con la misma consistencia que un adulto, únicamente variarán las cantidad, obviamente.

Además, la Ley de Seguridad Alimentaria y Nutrición vigila que las comidas servidas en guarderías y colegios sean variadas, equilibradas y que aporten los nutrientes necesarios. Así, los preparados triturados siempre deberán incluir lácteos, carnes, pescados, cereales, verduras, hortalizas, legumbres, frutas y grasas (tales como el aceite de oliva o la nata).

Cada uno de estos alimentos deberán incluirse en las proporciones adecuadas. Así, la fruta deberá darse como postre a la comida y a la cena y los lácteos deberán dejarse para desayunos y meriendas. En Mi Primer Cole estamos a tu disposición para informarte sobre la alimentación de tu hijo en nuestra guardería.